Translate

lunes, 2 de noviembre de 2015

DON JUAN TENORIO


Si hay una obra de teatro que mas se representa en estos días, no es otra que la que protagoniza este gran burlador de Sevilla, al que José de Zorrilla dio vida como Don Juan Tenorio.
 
En la Plaza de Refinadores se encuentra un monumento con la figura al natural de este personaje. Estatua de bronce retrato de Don Juan Tenorio, ataviado con las vestimentas propias del S. XVII.
Elevado sobre un pedestal de piedra de forma prismática y con una placa de bronce con varias inscripciones.
 
Este monumento fue donado por una empresa constructora a la ciudad de Sevilla en 1974. Es obra de Nicomedes Díaz Piquero y el pedestal fue realizado por Juan Carlos Alonso.
 
Don Juan, sevillano del Barrio de Santa Cruz, es retado por Don Luis a conquistar a Doña Inés, novicia y a la prometida de Don Luis, doña Ana. Doña Inés, según la tradición Sevillana tenía su casa en la Plaza de Doña Elvira, pero se encontraba desde pequeña en un convento.
 
Tras raptar a Doña Inés y conquistar a Doña Ana, Don Juan gana su apuesta. Don Gonzalo de Ulloa, padre de Doña Inés y Don Luis claman venganza, por lo que intentan ajusticiar a Don Juan Tenorio, pero este les mata y huye.
 
Varios años después Don Juan Tenorio vuelve y visita el Panteón familiar de Don Gonzalo de Ulloa, encontrándose que allí reposaba los restos de su amada Doña Inés, muerta por amor.
 
En una cena en la que asiste la estatua de Don Gonzalo de Ulloa cobrando vida, éste pretende llevarse a Don Juan Tenorio al mismo infierno para el pago de sus pecados. Pero a última hora aparece el espíritu de su amada que hace que se arrepienta de todo el mal realizado y así ambos poder vivir eternamente en el cielo.
 


 
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario