viernes, 15 de enero de 2016

LA PUERTA DEL LAGARTO. CATEDRAL DE SEVILLA


Esta sencilla puerta comunica el interior de la catedral con una de las galerías del Patio de los Naranjos. Su nombre la recibe por el cocodrilo de madera que existe colgado del techo de la galería junto a la puerta.
Según la leyenda el origen de ese cocodrilo, aunque popularmente aquí en Sevilla se le nombra como el lagarto de la catedral, está en el regalo que un Edil Egipcio manda, en 1260 al rey Alfonso X el Sabio, con la embajada que envía para la petición de manos de su hija Berenguela.
El original fue disecado, hasta que se hizo imposible su conservación y en sustitución se realizó ese de madera.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

LEGADO DE JUAN MARTÍNEZ MONTAÑÉS EN SEVILLA: SAN BRUNO

 Esta talla representa la figura de San Bruno. Se encuentra en el museo de Bellas Artes de Sevilla, procedente del Monast...